Archivo de la etiqueta: aire acondicionado

Willis Carrier, el inventor del sistema de climatización

Por el apellido, tal vez pensemos que el señor Carrier tuvo algo que ver el mundo de la comunicación telefónica. Si pensáramos esto, estaríamos equivocados. Willis Carrier, nacido en Nueva York un 26 de noviembre de 1876, fue el inventor del primer sistema de climatización para el hogar en 1902.

La historia comienza cuando Willis Carrier estaba parado en el andén de una estación de trenes en Pittsburgh en 1902. Mientras esperaba el tren Carrier miraba fijamente a través de la neblina y se dio cuenta que se podía secar el aire al hacerlo pasar por agua para crear niebla. Haciendo esto se podría crear aire con cantidades específicas de humedad en él. Solo le tomó un año para completar su invención, se trata de un controlador de humedad, el punto de partida para el aire acondicionado moderno.

30-climatizacion-pag-30El padre del aire acondicionado

Así nació la invención que lo haría pasar a la historia como el padre del aire acondicionado. A partir de su controlador de humedad, muchas empresas alrededor del mundo comenzaron a fabricar todo tipo de aparatos para el hogar. El aire acondicionado en los primeros años hacía que las personas fueran al cine, donde usaban su invento para escapar del calor. La tecnología inventada por Carrier, además ha servido para climatizar los centros comerciales, los aviones, las computadoras e incluso los servidores de internet.

De Norteamérica al mundo

Desde el comienzo de su carrera, Carrier reconoció el potencial de su producto por lo que desde temprano empezó a desarrollar redes y contactos internacionales con distribuidores y clientes. Así llegó a abrir instalaciones en países de Asia y de Europa que sirvieron para extender su el aire acondicionado a través del globo. El legado de Carrier vive hasta hoy cada vez que nos refrescamos con un aire acondicionado.

¿Cómo mantener la casa más fresca en los meses de verano?

Antes de que existiera la  tecnología para enfriar los espacios mediante dispositivos eléctricos, los arquitectos y diseñadores debieron recurrir a su ingenio para lograr mantener la temperatura a niveles soportables tanto para el invierno como para el verano, por lo mismo desarrollaron varias técnicas para controlar la temperatura sin necesidad de electricidad, entre ellas: la ventilación natural. A continuación, algunos ejemplos para mantener tu hogar más fresco durante los meses de verano:

Posición de la casa en verano

Si tienes la oportunidad de elegir la dirección o ubicación de la casa, la recomendación es hacerlo teniendo en cuenta el comportamiento del viento en el área y ubicar la mayor cantidad de ventanas hacia ese sector para dejar entrar las corrientes de aire y que refresquen el ambiente.

Ventanas en paredes opuestas

La arquitectura antigua presente en  lugares calurosos del mundo nos ha enseñado a crear corrientes de aire naturalmente. Para lograr este efecto de deben realizar ventanas altas a cada lado de la habitación para formar una corriente de aire. De no ser posible situar ventanas en paredes opuestas, también se pueden colocar en paredes adyacentes, aunque la corriente de aire será menor.

El efecto acumulativo

Otra forma de aumentar y facilitar la ventilación natural de tu casa es la técnica del efecto acumulativo. Esta consiste en concentrar el aire caliente en la parte superior de la casa y luego dejándolo salir, mediante un agujero ubicado en la parte alta de la casa en conjunto con uno ubicado en la parte de abajo. De esta manera, el aire que entre desde abajo empujará al aire tibio de más arriba. Para lograrle se puede hacer una pequeña torre de ventilación, aunque también se puede lograr mediante un traga luz que se pueda abrir o una ventana en el lugar más alto de la casa.

9-hogar-pag-9

Cuatro pasos para elegir el aire acondicionado adecuado para tu departamento

aire_acondicionadoEl verano se viene encima y con él las intensas jornadas de calor. Ante este escenario, lo ideal es conseguir un sistema de aire acondicionado para mejorar la climatización, sobre todo si vives en un departamento expuesto a altas temperaturas. A continuación presentamos cuatro pasos con los que podrás aclarar dudas.

Lo primero que debes hacer es verifica si existe algún sistema de conductos de climatización preinstalados, ya que si los hay es conveniente poner el aire acondicionado por estos tubos y brindar una sensación térmica ideal a todas las habitaciones.

Si no es el caso, no te compliques. Lo recomendable es poner las unidades fijas, para lo cual debes establecer el lugar donde pondrás el aparato, considerando que tenga buena ubicación para suministrar eficientemente el aire por todo el hogar. Es fundamental este punto, ya que una instalación en un lugar con poca circulación sólo hará que tu inversión no sea la mejor.

El siguiente paso es comprobar los niveles de energía y potencia del aparato, privilegiando los que brinden menor consumo e impacto ambiental. De por sí un aparato de ventilación incrementará la cuenta de luz. Para ello ten en cuenta cuántos son metros cuadrados a cubrir para elegir la mejor opción del dispositivo, para así equiparar con lo que finalmente pagarás en tu boleta de electricidad.

Procura que la presión sonora mantenga un equilibrio. Muchos equipos de climatización emiten ruidos ensordecedores que perturbarán tu tranquilidad tanto que los terminarás odiando. Prefiere equipos con sistemas anti ruidos, aunque cueste un poco más, ya que cuando lo pongas a prueba lo agradecerás.

Nunca debe faltar un buen aire acondicionado

Elige aquellos que contengan filtros para mejorar la calidad del aire, pensando en que los equipos de aire acondicionados pueden ayudar, en parte, a la propagación de polvos y polen, causantes de esas molestosas alergias estacionarias.

Sistemas de climatización: cuál elegir para su hogar

aire_acondicionadoMantener un ambiente grato al interior de su hogar es sin duda una preocupación constante para los jefes de familia. Es por eso que los sistemas de climatización deben ser adecuados para el tamaño del espacio a adecuar y también al uso que la familia le de al lugar.

Para definir cual será el sistema más adecuado para su casa, lo primero que debe considerar es cuál es el lugar que desea acondicionar y qué tipo de actividades realizan en dicho espacio. Esto es fundamental ya que será el aire acondicionado el que deba adaptarse a las necesidades de usted y su familia, no al revés.

Una vez que su hogar cuente con el clima interior ideal, notará la diferencia entre tener una casa y un hogar. Para la elección correcta del aire acondicionado, a continuación le proporcionados algunos útiles consejos.

Conozca las condiciones climáticas del lugar. El sistema de climatización que elija deberá adaptarse a sus necesidades, es por eso que lo primero es determinar esas necesidades, para ello debe conocer las condiciones climáticas que caracterizan al sector en donde se ubica la vivienda, de esta forma podrá elegir un aire acondicionado que le permita confort durante distintas épocas del año.

Dimensiones. Como le mencionábamos, la amplitud del lugar a acondicionar es muy importante, esto influirá en el tipo de sistema que debe escoger, ya sea que requiera de un AA de ventana, un minisplit o un multisplit. A ello se suma la necesidad de voltaje que cada elemento posee, antes de adquirirlo debe saber si su sistema eléctrico puede proporcionar la energía necesaria.

Conocer las opciones. Si bien un especialista puede orientarla respecto de qué equipo escoger, es importante que conozca cuáles existe. Por ejemplo los AA de ventana son los más antiguas y consiste en una caja ruidosa que expele gotas de agua al exterior producto de la humedad que extrae de la habitación. Para instalar un AA de ventana se requiere de un espacio en la pared por lo cual tendrá que hacer trabajos de albañilería si desea instalarlo. Un AA split consiste en dos partes, unidas por una tubería, que no hacen ruido y no requieren de modificaciones a la estructura de su casa.

Apueste por la eficiencia. En su elección tome en cuenta la eficiencia energética, no escoja un sistema demasiado gastador d energía si este no es necesario para su casa. Cuando no hayan nadie en el hogar mantenga el sistema apagado. Este último consejo no sólo es en pro de no contaminar, también se trata de que usted ahorre en el gasto mensual de energía haciendo uso responsable de los equipos que tiene en su hogar.