Alfombra

Cómo instalar y aplicar mantención a las alfombras

Rate this post

Cuando se trata de mantener en buen estado el hogar, no solo hay que poner atención a los muros, muebles y luminaria, el piso es tan importante como estos elementos y puede marcar diferencias para los más detallistas.

Algunos prefieren loza, otros piso flotante, mientras que lo común es encontrar alfombras individuales, o bien instaladas en todo el piso. ¿Por qué? Porque entre otras cosas, existe una mayor comodidad al pisar y la aislación térmica es mucho mayor; además, para algunas personas da la sensación de que existe mayor preocupación por el ambiente, que dejar un piso sin nada en él.

¿Le interesa instalar alfombras en su departamento recién comprado? Veamos entonces, cómo dejar su piso como nuevo y cómodo con este elemento.

Instalación de alfombras

Al instalar alfombras, existen básicamente, dos formas de hacerlo, que son a través del uso del pegamento, o bien con varilla perimetral.

Instalación con pegamento

Esta modalidad mejora la durabilidad de la alfombra y mantiene su aspecto original por un largo tiempo, además de simplificar la instalación de elementos como apliques y guardas, permitir el tránsito con ruedas y no poseer restricciones de medida.

Otras ventajas que presenta este tipo de instalación es una mayor durabilidad de las costuras, el fácil acceso a instalaciones eléctricas ubicadas bajo el piso y que permite instalación de bordes y apliques intrincados.

Instalación con varilla perimetral

Este sistema es conveniente para aumentar la aislación térmica y cuando el piso no permite pegar una alfombra, además de facilitar las medidas correctivas como es la reparación de costuras y sus costos de desinstalación son mucho menores; una opción más práctica y económica que el pegado.

Ahora bien, hay casos en que debe evitarse este tipo de instalaciones, como por ejemplo:

  • Cuando hay ramplas o superficies inclinadas.
  • En oficinas con mobiliario y tabiques desmontables.
  • En ambientes con alta humedad.
  • En áreas de alto tránsito mediante ruedas.
  • Con alfombras diseñadas para pegarse directamente.

Mantención de alfombras

Aspirado de alfombrasAl momento de hablar de limpieza, la alfombra sea quizás lo más difícil de mantener, ya que a diferencia de las otras superficies, no es lisa, por ende pueden adherirse múltiples agentes que no podremos quitar fácilmente.

Para esto, primero hay que elegir el electrodoméstico adecuado: usando un barrealfombra, se levantan las pelusas y partículas superficiales, mas no se quita la suciedad que se aloja en las fibras, por ende solo debe usarse para limpiezas rápidas… mucho más conveniente es la aspiradora con un cepillo giratorio y fuerte succión, que elimine de raíz toda la suciedad.

En cuanto a la frecuencia, la limpieza rápida debe hacerse de forma diaria, mientras que debe haber una profunda semanalmente, de forma lenta y en una sola dirección para que la aspiradora pueda quitar todo el polvo y la alfombra quede con un aspecto uniforme y balanceado.

Por último, la alfombra se opacará naturalmente producto de la acumulación natural de polvo, ante lo cual, existen métodos de limpieza profundos:

  • Método seco: usando un compuesto con detergentes y solventes que se aplica con cepillo sobre la alfombra, para luego pasar aspiradora y succionar el polvo.
  • Método húmedo: se usan detergentes neutros y no alcalinos, sin mojar en exceso la alfombra ya que los residuos pueden generar una acumulación rápida de polvo. Hecho esto, se cepilla el pelo húmedo en una sola dirección y para luego secar.
  • Espuma en Aerosol: se cubre la alfombra con espuma para luego pasar la esponja húmeda. Una vez que la superficie esté seca, se procede a aspirar; después, se introduce una solución a presión dentro del pelo para aspirar de forma inmediata.

Bastante sencillo, ¿no? Ahora que sabe instalar y mantener las alfombras, es momento de que empiece a decorar sus pisos y darles un valor agregado, sus visitas lo apreciarán y usted se sentirá también, mucho más cómodo.